Los malos

40885960-dibujado-a-mano-ilustraci-n-vectorial-o-el-dibujo-de-una-mujer-atada-con-una-venda-sobre-sus-ojos-re

Hay un lugar en el mundo donde las cigüeñas llegan cargadas de bebés, que las calles huelen a chocolate y que no hay ladrones en el tren. En ese espacio que es un puñado de kilómetros de costas y cumbres, de carbón y de roca, habitamos nosotros. Nuestra piel es mayoritariamente blanca aunque ya sabemos que eso de reconocernos arios no se recomienda. Nuestras lenguas se tornaron en tres idiomas: alemán, inglés y francés. En nuestras mesas sobra el trigo y desbordan los lácteos, el té es puntual y el pescado es hervido. Nosotros sabemos qué es bueno y malo pero sobre todo sabemos que los malos siempre piensan, hablan y hacen lo mismo.

Ellos siempre creen en Dios mucho más que en la ciencia. Odian el libre mercado y la gente se acumula en el desespero. Disparan a mansalva, prohíben la belleza y odian igual a los americanos que a los franceses. Gobiernan sin el pueblo y controlan la educación, la televisión, los viajes. Prefieren que los hospitales los lleven los incapaces y encarcelan a todos porque nadie está con ellos.

Ellos viven en Corea del Norte y son asiáticos, casi chinos la verdad. Viven en Irán y son persas. En Venezuela y son latinos pero como son malos son lo mismo. No tienen una sílaba en común en sus idiomas pero ven el mundo de la misma forma y someten al pueblo a lo mismo: vivir sin supermercado, sin hospital, sin maquillaje, la gente se amontona en los basureros…

Si los gobiernos gozan del apoyo de  la gente es por miedo, analfabetismo o falta de cultura porque es imposible que la gente estando en buenas condiciones decida cosas como esa: un sistema cultural, político o económico propio que además es curiosamente siempre el mismo: el de la miseria y del comunismo. ¡Por no hablar de la corrupción que no es como el escándalo de la Infanta Cristina porque todos sabemos que las mujeres no saben de lo que hacen los maridos!

Nosotros de lo bien que lo sabemos se los encomendamos a la OTAN para que les traiga la libertad, la buena, la nuestra, porque en esos países donde gobierna algún orangután los atentados no son terrorismo sino ejercicios de libertad. Por eso, es que todo preso es un pobre preso no como los niños que encerramos en los centros de detención preventiva o los adolescentes en garde-á-vue porque entraron en alguna sospechosa web. Ellos, siempre torturan salvajemente y aíslan a sus pobres presos buenos. No como nosotros que si los aislamos es porque son malos de verdad.

Los malos son curiosamente uniformes, incluso les gusta el rojo y otros colores raros. Son pobres o ricos pero tienen mucho dinero y se reúnen casi siempre con Putín. La televisión nos ha explicado que en eso consiste el espanto y ellos lo han institucionalizado.

Por eso es que si por aquí las cosas se ponen feas es  siempre esporádico. Las bombas sólo caen de tanto en tanto ¡y como las vengamos!, en Andalucía a los sin casa, a los parados, a los desahuciados no les gusta tampoco ir al supermercado. Por eso, como si dejan de ir es  porque no les gusta no es un asunto tan grave, casi no importa. En París, como la gente hambrienta que llena la banlieu y el atardecer vive bailando a la Piaf mientras bebe vino, casi no se dan cuenta de cómo el frío les parte los huesos…

Con todo esto nosotros cada día estamos mas claros. Los malos son ellos que además son raros. Los buenos somos nosotros y los mas-o-menos  son los que intentan parecerse a nosotros o al menos no darnos tanta roncha.

¡Allá el comunismo y sus propagandas que denuncian que es raro que ellos se parezcan tanto!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s